Síguenos en Facebook

Síguenos en Twitter

Calendario de Entradas

junio 2017
L M X J V S D
« dic    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Entradas con la etiqueta ‘startups’

“Conseguir dinero es otra profesión y los emprendedores deben perder el miedo”. Bruno Dureux, inversor.

Bruno Dureux es inversor, socio de Bal Partners, director general de 2UP Seed Capital y colaborador de MurciaBan como Business Angel y, ante todo, un gran apasionado del mundo de la empresa. De hecho, la pasión es uno de los principales activos que valora en un emprendedor a la hora de plantearse invertir en un nuevo negocio.

Especialmente interesado en las startups tecnológicas, hablamos con Bruno para conocer qué puede aportar un inversor a un negocio y cómo debe un emprendedor afrontar con éxito la búsqueda de financiación.

¿Por qué el interés de invertir en startups?

Existen varias razones. Por un lado, en el contexto económico en el que estamos, los bancos no dan una alta rentabilidad, tampoco la bolsa y los negocios tradicionales, que  tienen en estos momentos márgenes pequeños. Es aquí donde las startups tecnológicas tienen un papel protagonista, ya que su rentabilidad es muy alta aunque también el riesgo que se asume. Por otro lado, es el momento de emprender y por lo tanto también es el momento de apostar e invertir. Existe la necesidad de generar puestos de trabajo y nuevos negocios, así que valoramos mucho el esfuerzo de quienes están dispuestos a desarrollar un proyecto empresarial y tirarse al mercado.

¿Es suficiente tener una idea para salir al mercado?

En absoluto, porque tener una idea no es tener un proyecto de negocio. Demasiadas veces vemos a personas que tienen una buena idea y a los cinco minutos de escucharles piensas que no invertirías ahí ni harto de vino. Hace unos meses estuve en una charla de Ali Partovi, que es uno de los Business Angel americanos más reconocidos, en la que indicaba como clave de sus éxitos: “Yo compro el jinete, no el caballo”. Estoy totalmente de acuerdo con esta afirmación, yo compro al emprendedor antes que la idea. Ideas hay muchas y algunas se quedan en nada porque detrás no está la persona adecuada. Sin embargo si tienes la ilusión, las ganas y la fuerza, acabas encontrando las ideas.

En tu experiencia como inversor, ¿cuáles son las principales dificultades que tiene el emprendedor cuando va a buscar financiación?

Es difícil encontrar a gente capaz de explicar su idea de forma sencilla y concreta. Si en diez minutos la persona no ha sido capaz de explicar su proyecto puedo pensar que quizás tenga un déficit que le pueda perjudicar en un futuro en su papel como gestor o que no tiene claro el modelo de negocio.  Ya lo dijo Einstein: “Si no puedes explicar una idea a tu abuela es que no la has entendido”.

¿Qué información quiere ver un inversor para valorar si le interesa o no un negocio?

Tener definido el modelo de negocio es clave. Esto significa que el emprendedor debe poder responder a las siguientes preguntas: de dónde viene el dinero, por qué vas a vender y por qué te van a comprar a ti y no a otro. Si la respuesta es ambigua, como por ejemplo un “conseguiremos publicidad para generar los ingresos”, entonces es que no sabes de dónde van a venir los ingresos, ,porque para vivir de la publicidad en internet tienes que tener un número de usuarios muy elevado y eso es muy difícil de probarlo por anticipado.

Además, en mi caso valoro mucho las barreras de entrada. Estamos hablando de startups tecnológicas que deben tener cierto desarrollo tecnológico propio que las proteja un poco. Vamos, que no sea algo fácil de copiar al menos durante el primer año. Si la tecnología es fácil de copiar, llegará otro con más dinero y te dejará fuera del mercado.

¿Qué papel tiene el Plan de Empresa cuando un emprendedor se reúne con un inversor?

El Plan de Empresa es haber hecho los deberes y nosotros lo pedimos, porque encuentras los pasos razonados y porque ves que la persona ha invertido tiempo y esfuerzo en su idea. Sin embargo es fundamental presentar un resumen ejecutivo, en el cual se sinteticen en dos folios la idea, a qué precio y dónde está el negocio.

El desarrollo tecnológico de un producto no siempre es fácil de explicar. ¿Cómo debe plantearse en una presentación?

Cuando un emprendedor viene a hablar con nosotros queremos que nos explique para qué sirve la aplicación, no que se ponga el traje de tecnólogo y nos quiera explicar la tecnología al detalle. Mi consejo: céntrate en la aplicación y en el negocio, y si me interesa ya me encargaré yo de buscar a un técnico que valore si sirve para lo que me has contado. Insisto en la necesidad de la sencillez y de ser conciso.

¿Qué puede aportar un inversor a un proyecto? ¿Solo dinero?

Se aporta mucho más que dinero. El inversor cuenta con experiencia empresarial, lo cual suele ser un gran complemento para los profesionales con perfil tecnológico. Además, los contactos. Si el inversor está relacionado con distintos sectores o tiene buenas relaciones con entidades financieras, va a abrir muchas puertas al proyecto. También la credibilidad, que es un gran valor añadido que solo da el tiempo. Y el dinero, claro.

Como director general y socio de 2UP Seed Capital, ¿qué perfil de negocio os interesa para invertir?

Startups tecnológicas que se encuentren en una fase inicial, que no es lo mismo que ser una idea. Normalmente ya tienen un prototipo desarrollado y se ha invertido tiempo y dinero. Es decir, “se ha mojado” en su proyecto.

Trabajamos a nivel nacional, nos gusta conocer todos los foros y tener perspectiva de lo que se está haciendo, si bien miramos con especial interés aquellos proyectos que provienen de la Región de Murcia.

¿Cómo nace 2UP?

En realidad el foco nace en el Círculo de Economía, donde en alguna ocasión comentábamos por qué no montar un vehículo de inversión privado para que las ideas con potencial no se quedaran en un cajón. Queríamos ayudar a promocionar que salieran cosas interesantes y creamos 2UP Seed Capital, una iniciativa privada compuesta por 14 socios casi todos del Círculo de Economía.

Bal Partners hace el papel de gestor. Estudiamos los proyectos y aquellos que nos interesan los llevamos al Consejo de Administración de 2UP Seed Capital para tomar la decisión final de hacer la inversión. Después hacemos las labores de seguimiento, ya que queremos estar muy cerca de las empresas.

¿En qué cifra se encuentra la media de inversión?

Depende, por supuesto, pero podríamos estar hablando de unos 100.000€ por proyecto. El emprendedor también debe saber que contar con un inversor implica un proceso de negociación, en el que si yo pongo un dinero debo acordar previamente qué porcentaje del capital me vas a dar por esa inversión. Intentamos que no sea un porcentaje exacto sino un rango de participación, por ejemplo, en base a la evolución final del negocio.

En esta parte del proceso entra la valoración de la compañía, que es algo muy complejo y sobre todo al principio. Hay ciertos criterios estandarizados, pero hacer un cálculo en base a un plan de negocio es bastante relativo.

¿Qué papel tiene dentro de la Red de Inversores MurciaBan?

Nuestra relación es muy estrecha porque MurciaBan nos presenta proyectos en los que ellos ya han ayudado al emprendedor, por lo tanto sabes que ya vienen con una base. Siempre tratamos con mucho mimo aquellas propuestas de negocio que MurciaBan nos hace llegar.

Ir a visitar a un inversor parece que impone. ¿Cómo se ve desde la otra cara de la moneda?

Es cierto, la gente suele venir a verte muy presionada pero debemos empezar a entender que conseguir dinero es otra profesión y hay que saber hacerlo sin miedo. ¿Necesitas dinero? ¡Ve a hablar con todo el que puedas!

Hay inversores que son muy duros, es cierto; nosotros a todo aquel que quiera venir a plantearnos un proyecto le escucharemos encantados y le trataremos con respeto. De todas formas que a nadie se le olvide que el inversor se juega su dinero, así que claro que debemos ser duros y no hay nada personal en decirle a un emprendedor que no.

¿Con qué ojos mira un inversor más allá de los números?

Con la intuición. Dicen que de cada diez proyectos unos cinco se van al garete, en cuatro sencillamente recuperas lo que has puesto y en uno ganas dinero para compensar el resto.

Como comentaba antes, más allá de la idea hay otros factores, porque hay gente a la que ves que no sería capaz de crear equipo ni de rodearse de buenos profesionales y delegar. Y eso afecta, porque una empresa de éxito es mucho más que una idea. Así que hay mucho de olfato aunque esto es como un melón, que hasta que no lo abres no se sabe si será bueno o no.

Resumiendo, ¿cuáles son las claves principales para una presentación exitosa a un inversor?

Los primeros diez minutos y que el emprendedor te enamore. Pasión y claridad. Y muy importante, tiene que haber alguien detrás con cara y ojos, alguien que lidere el proyecto, que sienta esa ilusión necesaria para que tú también te lo creas; a veces hay gente que piensas que está haciendo esto como podría estar haciendo otra cosa.  El compromiso es vital.

“A nuestro alrededor hay oportunidades de negocio, no hace falta reinventar la rueda”. Javier Megías

Hablar con Javier Megías es como hablar con la parte más enérgica de ti mismo. Este consultor artesano, blogger y speaker profesional empeñado en cambiar el mundo es capaz de transmitir, con confianza y claridad, que se puede; que no es fácil pero es posible. Javier estará el próximo 24 de octubre en el Día de la Persona Emprendedora de la Región de Murcia (#DIPE2012). Durante su ponencia hablará de las “Oportunidades de negocios por emprender esperando ser descubiertas”. Charlamos de esto y mucho más en la entrevista que nos ha concedido.

¿Qué van a encontrar las personas que asistan a su charla?

Vamos a hablar de cómo descubrir nuevas oportunidades de negocio. Y es que en muchas ocasiones parece que debemos reinventar la rueda o crear un cohete espacial y nada más lejos de la realidad. Dentro de los mercados que ya existen podemos encontrar nuevas fórmulas. Mirando a nuestro alrededor podemos descubrirlas.

Y es que innovar también es poder abrir los ojos y ver qué oportunidades tengo al lado. El objetivo no es crear un Silicon Valley.

¿Nos podría poner un ejemplo de una empresa que haya “descubierto” esa nueva fórmula de negocio?

Por su puesto, además mejor hablemos de un caso que esté relacionado con otro ámbito distinto al tecnológico para que no parezca que sólo en las nuevas tecnologías encontramos nuevas fórmulas.

Una empresa que se dedicaba a la fabricación se silicona, ubicada en un entorno industrial, que vendía a grandes clientes -con el esfuerzo comercial que eso supone- y siempre con pedidos mínimos muy grandes. Esta empresa pensó: “¿Y no habrá más gente interesada en comprar silicona pero en menor cantidad?”. Crearon un portal online, estandarizaron el producto a 15 tipos de silicona y además, al disminuir la fuerza comercial necesaria, incluso se pudieron permitir ajustar el precio. Ahora son líderes de mercado.

Usted trabaja mucho con Startups. ¿En qué les ayuda?

Principalmente en ayudarles a evitar los errores más habituales, dado que tengo la experiencia de saber cuáles son los que más se cometen. Debemos tener en cuenta que tienen un alto nivel de riesgo porque son productos muy innovadores.

Además hay algo muy común, y es que no sólo hay que tener ideas sino que hay que saber enfocarlas. La falta de foco pasa mucho entre los emprendedores, porque son grandes identificadores de oportunidades pero no se centran en ninguna.

Aunque cada día menos, seguimos teniendo el estereotipo del emprendedor joven y más si se encuentra en el ámbito tecnológico. ¿Cuál es su experiencia?

¡Para nada! La edad media de mi cliente está entre los treinta y mucho y los cuarenta y pocos. Es maravilloso que haya gente con el valor de emprender siendo joven, pero en mi opinión es más difícil.

Emprender, por muy romántico que lo pinte ahora todo el mundo, es complicado y ante todo requiere un esfuerzo personal tremendo. La disposición mental es fundamental.

¿Qué ámbito personal forma parte activa del proceso de emprender?

Todo. El emprendedor debe tener una serie de herramientas personales para afrontar las distintas fases de una empresa, por eso, como comentábamos antes, si ya se tiene una experiencia previa es más fácil que si no has trabajado nunca.

Yo siempre hablo de los tres trabajos ideales que, si ya has desarrollado, te permiten tener las habilidades necesarias para ser emprendedor. El primero, haber cuidado de niños pequeños; el segundo, atención telefónica; el tercero, haber hecho una labor comercial.

¿Por qué considera interesante que un emprendedor asista a un evento como el Día de la Persona Emprendedora?

Es enriquecedor conocer otros puntos de vista y las experiencias de quienes ya han vivido el camino que tú estás empezando. Además, y esto es fundamental, para conocer a gente que te encuentra como tú y que seguro te podrá ayudar.

Y para terminar, ¿qué le diría a aquellos que están pensando si asistir a su ponencia?

Vamos a hablar de muchos errores a evitar y de los trucos para conseguirlo. También intentaré transmitir por dónde hay ideas nuevas que nos permitan encontrar esas oportunidades de negocio. Ante todo, creo que será muy útil.